es

Hoy, día europeo para la prevención del riesgo cardiovascular, queremos resaltar la especial importancia que tiene prevenir o tratar adecuadamente a pacientes que padecen enfermedades cardiovasculares (ECV) como pueden ser la cardiopatía coronaria o valvular, insuficiencia cardíaca, arritmias, accidente cerebrovascular, hipertensión arterial y pulmonar, cardiopatía congénita, cardiomiopatías, etc.

Según la OMS, las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte en todo el mundo (un 31% de las muertes registradas en el mundo en el 2012 fueron debidas a ECV). Este porcentaje se ve acentuado en Europa llegando incluso a 42% de las muertes registradas según Bristish Hearth Foundation Statics.

La Comisión Europea no es ajena a esta realidad y, por ello, enfoca una de sus principales áreas de actuación de Investigación e Innovación en Salud a la investigación traslacional en ECV. Esta investigación puede abarcar diferentes aspectos relacionados con estas enfermedades: desde su prevención y diagnosis hasta su tratamiento y monitorización; siendo su objetivo final la implementación y aplicación de estas nuevas soluciones innovadoras en la clínica.

Un ejemplo de proyecto financiado por la Comisión Europea a través del programa H2020 fue el proyecto CARDIS dedicado al desarrollo de un biosensor óptico para la detección de estenosis e insuficiencia cardiaca en un entorno clínico.

Además, actualmente también existe una ERA-Net (ERA-CVD) dedicada a fortalecer la cooperación entre países europeos en el ámbito de investigación en ECV mediante la financiación de proyectos trasnacionales.

Desde ScInnPro os animamos a participar en alguna de estas convocatorias para que sigamos contribuyendo a mejorar la salud y la calidad de vida humana.